Fotografía: Diferencias entre JPEG y RAW

Fotografía

Cuando inicias tu camino en el panorama de la fotografía, entrarás en la duda más difundida en este increíble mundo. Por eso y porque no puedo estar sin escribir, vuelvo hoy con vosotros a explicaros correctamente cuál es la diferencia entre fotografías JPEG y RAW. Vamos al turrón que se que lo estás deseando.

fotografía (35)

En fotografía existen múltiples factores que hacen determinar tu estilo y gusto. Pasando de los componentes físicos, entramos en la materia que acecha a todos los principiantes en fotografía, y es que dos palabras hacen que estés bastantes días en la disyuntiva sobre cual es la correcta. Como bien sabrás, las imágenes RAW han cogido muchísima fuerza en los últimos años, dado que las cámaras réflex y las más profesionales lo integran. Pero, ¿que es el RAW? ¿porqué la gente habla porquerías sobre el jpeg? Pues para estoy aquí, para despejar las dudas.

Lógicamente tendré que explicar que son estos dos formatos antes de ver las diferencias, porque si no, llegaríamos poco lejos. Empezaremos por las fotos JPEG. A ver, las explicaciones sobre este formato son más variadas que los colores, por eso yo te lo voy a explicar a mi forma, que sinceramente, es la mejor que encontré a la hora de saber diferenciarlos. ¡OJO! que yo te lo explique así y te lo cuente con mis palabras, no quiere decir que lo que otra persona diga, no sea correcto, simplemente es que a mi punto de vista, algunos no lo explican de forma concisa y sencilla.

fotografía (54)

Dicho esto ahora sí, vamos al lío. Cuando disparamos en formato JPEG, la cámara hace la captura de lo que encuadramos, posteriormente recoge toda la información como es brillo, exposición y demás, y te aplica un procesado. De esta manera lo que ocurre es que realizamos una captura de lo que queremos, y acto seguido aplica lo que se conoce como procesado digital, insertando los parámetros que ELLA considera correctos. En pocas palabras, los valores de la imagen, son aplicados directamente a la foto una vez es capturada y mostrada en el visor

Por otra parte, disparar en RAW tiene sus diferencias muy sustanciales. Entendemos por fotografía RAW cuando disparamos y la cámara recoge la imagen por un lado, y los datos de la misma por otro, ¡pero!, no realiza ningún sistema de procesado. Esto lo que hace es que tengamos la imagen pura, sin aplicar ningún ajuste por parte de nuestra cámara, entonces tú podrás ajustar todos los parámetros de la fotografía a tú completo antojo. Y dicho esto, ahora es cuando viene la duda existencial…

¿Cuál es la diferencia entre ellos?

La diferencia es muy sencilla querido lector, y es que cuando realizas una captura en RAW, tienes en tu mano prácticamente el 100% de posibilidades de edición. Por otro lado y aunque la edición está soportada, en un archivo JPEG siempre tendrás más limitaciones que obviamente, en su formato competidor no encontrarás. Esto lo que ha causado es un error demasiado común, y es que habrás visto que muchas personas son reacias a disparar en JPEG, alegando que es una soberana mierda sin andarme con rodeos, y no es verdad, pero tampoco es mentira.

La cuestión es que no tiene porque ser una mierda, simplemente son dos tipos de imagen diferentes, dado que puedes ser de los fotógrafos que aman retocar la imagen una vez en casa, o también de los que capturas un momento puntual, y listo. Con esto quiero decir que obviamente, las posibilidades de un RAW se ríen de las de un JPEG, pero tampoco implica que el segundo, sea una caca o de menos valor. Simplemente son diferentes fotografías para diferentes fotógrafos. No obstante y por mi estilo, yo soy una persona que dispara el 95% de las veces en RAW, y las otras en JPEG, porque para realizar una foto de recuerdo no muy elaborada, no me pienso tirar 3 jodidas horas pasando Lightroom a la foto, sería algo absurdo totalmente.

¿Qué te parece? ¿Te ha parecido útil la explicación? ¿Cuéntame, te gusta más el RAW o el JPEG ahora que los sabes diferenciar?

Deja un comentario